Joaquín Torres: la colaboración entre pequeñas empresas puede ser una estrategia poderosa para impulsar la innovación y la competitividad


El presidente de la Asociación de Empresarios de la Vega Baja (Asemvega), Joaquín Torres, ha participado en la apertura de la jornada “la innovación colaborativa como motor de competitividad”, que ha organizado junto al CEEI Elche para presentar el proyecto Sommos_Connecta, destinado a impulsar la capacidad innovadora y la competitividad del tejido empresarial de la Comunidad Valenciana a través de la colaboración entre empresas y entidades del ecosistema emprendedor.

Joaquín Torres ha afirmado que “esta iniciativa encaja perfectamente con el espíritu de nuestra asociación y sus principios los tenemos presentes en todas las acciones que organizamos. Asemvega es una organización empresarial multisectorial, integrado fundamentalmente por Pymes, que tiene como principales objetivos primordiales la defensa y fomento de los intereses comunes de sus miembros. Para ello, es una de las actividades fundamentales participar en las actividades y tareas comunitarias de la vida política, económica y social, que permitan el avance de las empresas y del territorio”.

El presidente de Asemvega ha añadido que “entendemos que la colaboración entre pequeñas empresas para impulsar la innovación y la competitividad puede tener varias ventajas significativas:

  • El acceso a recursos complementarios: superando las limitaciones que genera el tamaño de la compañía en términos de recursos financieros, tecnológicos o de talento. La colaboración entre ellas permite compartir y aprovechar recursos complementarios, como tecnología, conocimientos, capital y redes de contactos, para llevar a cabo proyectos innovadores de manera más efectiva.

  • Diversidad de perspectivas: la colaboración entre pequeñas empresas con diferentes experiencias y puntos de vista puede generar una amplia gama de perspectivas creativas para abordar los desafíos. Esta diversidad puede llevar a soluciones más innovadoras ya la identificación de oportunidades que no habrían surgido de manera individual.

  • Reducción de riesgos: La innovación conlleva riesgos inherentes. Al colaborar con otras pequeñas empresas, se pueden compartir riesgos y responsabilidades, lo que disminuye la carga financiera y operativa de cada una. Esto permite que las empresas prueben nuevas ideas y enfoques con menos temor al fracaso.

  • Aumento de la capacidad de investigación y desarrollo: La acción conjunta puede mejorar la capacidad de investigación y desarrollo al combinar recursos y conocimientos. Esto puede acelerar el proceso de innovación y permitir a las pequeñas empresas competir en el mercado con productos y servicios más avanzados.

  • Acceso a nuevos mercados y clientes: al colaborar con otras pequeñas empresas, es posible acceder a nuevos mercados y clientes a los que no se podría llegar de manera independiente. De esta forma incrementa las oportunidades de crecimiento.

  • Mayor capacidad de negociación: al unirse en colaboración, las pequeñas empresas pueden fortalecer su posición en las negociaciones con proveedores, clientes y socios estratégicos. Esto puede resultar en mejores condiciones comerciales y acuerdos más favorables.

  • Aprendizaje y desarrollo conjunto: la colaboración brinda la oportunidad de aprender de otros y de desarrollar conjuntamente nuevas habilidades y capacidades. Esto puede mejorar la competitividad a largo plazo al fortalecer el conocimiento y la experiencia de las empresas involucradas.

  • Flexibilidad y adaptación: en un entorno empresarial en constante cambio, la colaboración puede proporcionar la flexibilidad necesaria para adaptarse rápidamente a nuevas tendencias y oportunidades, lo que puede mejorar la capacidad de supervivencia y crecimiento de las pequeñas empresas.

Ha finalizado su intervención diciendo que “la colaboración entre pequeñas empresas puede ser una estrategia poderosa para impulsar la innovación y la competitividad. Al unir fuerzas, estas empresas pueden superar sus limitaciones individuales y aprovechar las oportunidades que de otra manera serían inaccesibles, lo que les permite prosperar en un mercado cada vez más dinámico y competitivo. Como especialista en implantación de innovación, tu papel puede ser crucial en fomentar y gestionar estas colaboraciones para maximizar sus beneficios”.

 

Un programa intenso


Alexandra Marín, técnico de innovación y sostenibilidad, ha presentado el programa Sommos Connecta, un espacio donde empresas y startups se encuentran para generar colaboraciones que aceleran el crecimiento de sus negocios.

Además, se han mostrado las diferentes herramientas y programas de innovación abierta que se ofrecen dentro de ese programa: CV Innova y el HUB Innovación Colaborativa Territorial.

A continuación ha llegado el turno de Natalia Lovecchio, CEO de Boost Business Innovation, que ha impartido la conferencia "Reflexión sobre indicadores, tendencias y visión del modelo de negocio de cada ecosistema a futuro". Lovecchio ha señalado que hay grandes oportunidades de desarrollo empresarial en el territorio, y que las empresas tradicionales y las startups tienen la posibilidad de avanzar en conjunto en sectores clave como son la alimentación, la agricultura, el turismo y la construcción.

Para terminar la jornada, los asistentes han participado en dos sesiones de trabajo conducidas por Natalia Lovecchio y Jaime Gross. En ellas se han buscado esos retos y oportunidades con la participación de empresas del territorio., que han trabajado de forma conjunta en dos grupos, buscando puntos en común en dos sectores importantes: agroalimentario y construcción.

Al final se han definido varias oportunidades que pueden marcar líneas de trabajo conjunto para el desarrollo de la comarca.

Iniciativa promovida y financiada por la Generalitat Valenciana, a través del Instituto Valenciano de Competitividad Empresarial (IVACE), dentro de su política de apoyo al emprendimiento innovador, y organizada por CEEI Elche.